CRC Pozuelo se escapa vivo del Juan Rojas

(34-43) Descomunal segunda parte sin premio para Unión Rugby Almería Playcar, haciendo un parcial de 26-7 al equipo más fuerte en ataque del Grupo C y aspirante al ascenso, rozando una victoria histórica, pero dejando incompleta la remontada en el último suspiro

La única vez que CRC pisó el campo de URA Playcar en la segunda parte fue tras encajar un 26-0, ver su ventaja menguada hasta la mínima expresión con un inquietante 34-36 y temer seriamente por encajar su segunda derrota de la temporada. Se merecieron los cruzados ponerse por delante, pero ni siquiera se produjo el empate por un error a palos en su quinto ensayo. Sí, cinco veces se logró depositar el oval en la zona de marca del gigante, lo nunca antes visto, más otra anulada por un avant cuando menos dudoso. Hasta ahora CAU había llegado hasta cuatro para un total de 29 puntos, haciendo Unión Rugby Almería Playcar ‘sentirse mortal’ a un auténtico equipazo. De hecho, se es grande si se es capaz de conservar la calma y ensayar en medio de un torbellino en contra, sacando provecho a un error de entrega a mano cuando sonaba por enésima vez el ‘séptimo de caballería’.

Nada que ver la imagen almeriense a la vista en San Pablo siete días antes, lo que vino a demostrar que efectivamente a URA Playcar se le da mejor jugar contra los grandes. Damián Jurado, suplente en la primera parte, acertó con la predicción, parte del plan cruzado: «Son muy buenos, pero no tienen cambios y nosotros vamos a más en la segunda mitad». Fue una especie de Juanito y su ‘molto longo’ referido a los partidos en el Santiago Bernabéu, porque es verdad que los partidos se hacen muy largos en el Juan Rojas. Dibujado de este modo el escenario, maldita última jugada de la primera parte, cuando los hombres del CRC hablaban entre si para echar el balón fuera y finalizarla con 8-29, pero se jugó e hicieron un gran ensayo sobre el alargue del señor Mario González para detener en el intermedio con un claro 8-36. Habían trabajado mucho para el try anterior, acumulando mucho desgaste que finalmente notarían.

El encuentro comenzó con el regalo de un golpe tirado a palos y acertado por el centro Puertas, cobrándose lamentablemente la lesión de su compañero de línea, Barrero, que no tuvo tiempo de sudar antes de verse apartado. El acierto con el pie permitió la victoria visitante, el mismo que no se tuvo en Jaén para al final pagarlo con derrota. URA Playcar respondió rápidamente con un ensayo de Sebas Urgu tras arrancada de Gonzalo Pérez y la magia del apertura Dani Pizarro, abriendo largo el balón para el ala. No se acertó a palos y el tanto se quedó en 5-3. A partir de melé, CRC desplegó su magnífico juego para romper por la derecha, con el canterano Pablo Calatrava casi desequilibrando a Bosco. Los cruzados insistieron en formar un maul desde touche que deparó un tiro de Pizarro fallido para drop, pero sí una patada de castigo transformada por Juan Graciarena (8-10).

Se estaba intentando tutear a todo un equipazo, pero un error de placaje sirvió para el segundo ensayo visitante. Creció desde ahí la superioridad de Canoe y sufrió Unión Rugby Almería, defendiendo con todo, siendo la calidad juego al pie la que abrió la cortina para el tercer try, de cerca y bajo palos. El 8-24 iba a ser peor, incluso pese a que tras otra gran jugada se cayó el balón de entre las manos en la zona de marca a uno de los jugadores madrileños. Insistió mucho CRC para coger la mayor renta posible, dándolo todo por delantera con trabajo brutal de su pilar derecho. Se había malogrado todo intento de maul desde la touche, hasta que casi sobre el límite sí lo logró el XV madrileño. Ya con Momia fuera por amarilla, y cuando se pensaba en mandar el balón fuera tras el saque de URA Playcar, una pérdida más de los cruzados permitió avance y ensayo.

Pero esto es rugby, y los partidos comienzan antes de su inicio, con la misma convocatoria, corta por parte de CRC. Desde el primer balón, puesto en juego por los de Pozuelo, con interceptación de Méndez y avance de Pérez, con el apoyo de Lucas Melián, se dio un serio aviso. Se había mejorado en la melé y se había salido a por todas, presionando e impidiendo que el favorito saliera de su propia parcela del campo. Se falló en la touche, pero había intensidad y se comenzó a recuperar balones, auspiciando un robo el ensayo de Lucas Melián que iniciaba la remontada (15-36). Se estaba a tres marcas del milagro, pero se veía posible dada la tremenda superioridad sobre el césped de un Juan Rojas con su grada cada vez más metida e influyente en el ánimo de los hombres de un Nacho Pastor cuyo guion de nuevo había sido acertado. Fue entonces que se entendió como avant, muy dudoso, otro ensayo más de Melián.

El ‘8’ argentino tiró de su magia y no importó la decisión arbitral, haciendo una gran jugada personal para dejar el camino expedito a Dani Pizarro. A dos de la meta, URA Playcar estaba imparable (22-36). Sobre todo cabe destacar que se ofreció una gran brillantez de juego, máxime teniendo en cuenta el nivel de los que estaban delante, que quiso recuperar su juego a mano pasada el ecuador de la mitad pero que no pudo por la presión cruzada. Una amarilla a Canales le daba ventaja numérica al XV almeriense, que se lució con una espectacular jugada a mano a partir de touche, juego coral de Urgu para Melián y este para la llegada imparable de Emilio Arias. A uno del milagro (29-36). Se podía y se creía que se podía, ambas cosas, lo que se rozó con una soberbia patada de Damián Jurado y más presión, jugando una touche para pick and go y potente juego de delantera, abriendo y ensayando Nemo. Graciarena esa vez no pudo completar los 7 puntos y URA Playcar se quedaba a dos (34-36). Se acarició el milagro, pero CRC hizo de grande, confió en sus armas y los cruzados encima le regalaron un error a mano. Desde melé el segundo clasificado jugó perfecto, sentenció su victoria más sufrida y, lo que es peor, ni siquiera hubo premio de bonus defensivo a la exhibición unionista. Por primera vez Canoe se fue sin un punto bonus ofensivo, y ya es decir mucho, seis ensayos frente a cinco.

FICHA TÉCNICA

URA Playcar (34): Nemo, Momia, Piloto, Mono, Luis Vergel, Manolo Ortiz, Cuadrado, Lucas Melián, Juan Graciarena, Dani Pizarro, Sebas ‘Hacha’ Urgu, Gonzalo Pérez, Jose Méndez, Calatrava y Emilio Arias. También jugaron Rullo, Juanma y Damián Jurado.

CRC Pozuelo (43): Narváez, Cantarero, Fertu, Ribot, Romero, Canosa, Taylor, Pérez, Bosco, Hereda, Jose Tejera, Jon Puertas, Barrero, García y Buendía. También jugaron Atiola, Felices, Soriano y Canales.

Árbitro: Mario González. Amarilla a Momia (m. 35) por parte de URA Playcar, y a Canales (m. 63)

Tanteo: 0-3, min. 3: patada de castigo transformada por Puertas. 5-3, min. 3: ensayo de Sebas Urgu transformado por Graciarena. 5-10, min. 8: ensayo de Bosco transformado por Puertas. 8-10, min. 15: patada de castigo transformada por Graciarena. 8-17, min. 15: ensayo de Tejera transformado por Puertas. 8-24, min. 25: ensayo de Canosa transformado por Puertas. 8-29, min. 37: ensayo de Fertu. 8-36, min. 40: ensayo de Romero transformado por Puertas. DESCANSO. 15-36, min. 45: ensayo de Lucas Melián transformado por Graciarena. 22-36, min. 60: ensayo de Dani Pizarro transformado por Graciarena. 29-36, min. 67: ensayo de Emilio Arias transformado por Graciarena. 34-36, min. 72: ensayo de Nemo. 34-43, min. 76: ensayo de Canosa transformado por Puertas. FINAL.

Incidencias: Partido correspondiente a la jornada 7 del Grupo C de División de Honor B disputado en el Estadio Municipal de Rugby Juan Rojas ante aproximadamente un millar de espectadores.

FUENTE: GO DEPORTE

Share