Tras el borrón URA quiere empezar la cuenta nueva

Los cruzados visitan al potente Arquitectura buscando una segunda mejoría sustancial de juego que les permita ahondar en la crisis de resultados que está atravesando el histórico club madrileño

 

Es el momento de los valientes, pero sin olvidar que esta película no es nueva y que ya se ha visto. Además, tuvo un final feliz la pasada temporada, por lo que es mucho mejor no perder tiempo en lamentaciones. Es cierto que había “unas expectativas diferentes y que el principio de liga está siendo muy duro, pero hay experiencia en lo que es esta situación”. Así lo recuerda alguien que lo vivió en primera persona, Pablo Jiménez, que lanza un mensaje que anima a la familia unionista: “Hay recorrido, hay que ser optimistas”.

Nunca echa palabras que se lleva el viento el entrenador de Unión Rugby Almería, porque sabe lo que se trabaja de puertas para adentro: “Como siempre digo, lo que estamos haciendo es buscar soluciones, intentando resolver problemas”. No le cabe duda de que se está en el camino: “En algún momento cambiará la dinámica, como ya sucedió el año pasado, en el que pasamos de no ganar ni un partido a ganar cinco seguidos”. Uno de ellos fue justo en el histórico emplazamiento que se visita este domingo.

URA buscará que su punto de inflexión definitivo sea el Central de la Ciudad Universitaria de Madrid, que lo que haga encajar de manera definitiva todas las piezas de su puzle sea puntuar ante el imponente Arquitectura, una vez más pese a las adversidades: “Es un partido que en otras circunstancias… iríamos con otras sensaciones; vamos con muchos problemas, seguimos teniendo ausencias muy importantes y, como ya vimos la semana pasada, aunque ha habido una mejora en el juego sigue siendo insuficiente”.

Al menos se sabe que ya se ha encauzado la situación y cabe una mirada positiva: “Tenemos esperanzas de que en este partido siga habiendo una mejora, lo cual nos daría posibilidades de puntuar”. Pero ante todo, si bien la tabla clasificatoria está ahí siempre latente, Pablo Jiménez se marca como reto clave “utilizar este partido para el crecimiento del grupo, que ahora creo que es lo más importante”. En el previo a este choque el curso pasado se habló de ilusión y dificultad, y una patada a palos de Nacho de Luque hizo historia.

Fue un ‘dar un golpe en la mesa’, o en palabras de Pablo Jiménez, afirmar que “estamos aquí”. Esta vez el técnico de los cruzados recomienda que “hay que tener los pies en la tierra” porque “esto es un partido muy difícil sobre todo por cómo vamos”. Su equilibrio le hace añadir esperanza en algo positivo porque no ha perdido ni perderá la confianza en su grupo: “Si tenemos un poquito más de crecimiento sabiendo como juega Arquitectura, anular sus armas e imponer las nuestras, por supuesto que tenemos posibilidades de ganar”.

Lo deja claro con esa expresión, pero por si acaso lo dice de manera directa y repetida: “Tenemos muy buen equipo”. Mira más hacia adentro, pero se hace obligada una mirada periférica al resto de clubes y a la marcha general de una competición en la que todos pueden ganarle a todos, o eso parece: “Hay equipos que se están definiendo como más fuertes y otros como mas flojos, está habiendo sorpresas, es cierto, pero ya a estas alturas más o menos nos los podemos imaginar”. Se han consumido seis jornadas.

Jamás se ‘tira’ un partido en rugby, y pese a que se sabe que “el de dentro de dos semanas es vital”, referido a la visita al Emilio Campra por parte del Ingenieros Industriales Las Rozas, se van a apurar todas las opciones de dar otro susto a un Arquitectura que, eso sí, irá a por todas tras su derrota en el campo del Atlético Portuense la semana pasada por un apretado 25-21, pero sobre todo por haber caído justo antes en casa frente a CAR Cáceres con un marcador muy corto pero doloroso de 5-13. Lleva tres derrotas seguidas, la primera menos ‘grave’ e incluso para ser optimistas ya que se cayó 29-19 ante el que trituraba a todos los rivales antes, el CRC Pozuelo, en lo que fue el duelo de invictos en su momento. A Trocadero Marbella, Helvetia Rugby e Ingenieros Industriales les ganó sin muchas alegrías en el arranque.

 

Share

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *