Las matemáticas le abren la primera puerta de la permanencia a URA si vence a Ingenieros Industriales

Unión Rugby Almería eludiría el descenso directo si logra ganar en Las Rozas y CAU pincha en su visita al Universidad de Granada 

El XV unionista sigue imparable con cinco victorias consecutivas pero elimina la euforia ante un rival directo que tiene mucha calidad

Es hora de hacer las cuentas definitivas, puesto que restan tres jornadas para el final del campeonato y excepto las plazas primera y última, todo lo demás está por decidir en el grupo C de División de Honor B. Muy bien situado llega Unión Rugby Almería a este tramo decisivo, pero resta rematar la gran remontada que se ha hecho en las últimas cinco jornadas. Tres equipos quedan por detrás de URA en la clasificación, lo que supondría mantenerse sin necesidad ni siquiera de promoción.

Al que toca visitar es un rival directo, por lo que “la importancia del partido es doble”. Pablo Jiménez, co-entrenador del XV unionista, frena los caballos en el previo del último viaja a Madrid en este curso: “haber ganado cinco partidos seguidos está muy bien, pero hay que luchar contra esa euforia, contra esa idea de que se van a ganar los partidos fácil, porque no es así, todo lo contario, de hecho, antes perdimos muchos”. Con la máxima concentración se desplazan los cruzados.

Que se trate de la ‘batalla’ definitiva no está solo en manos almerienses, sino que depende también de que Universidad de Granada sea capaz de estrenar su casillero de victorias ante CAU. Si se da la doble circunstancia de ganar el partido propio y de que los madrileños hinquen la rodilla en la ciudad nazarí, Unión Rugby Almería habrá conseguido matemáticamente eludir el descenso a falta de dos jornadas para que acabe una temporada que está suponiendo escribir la historia.

No obstante, lo de este domingo en El Cantizal desde las 12.00 horas es lo más parecido posible a una final por una plaza en la segunda división nacional entre Ingenieros Industriales Las Rozas y Unión Rugby Almería: “el rival de este fin de semana es directo, de ahí la importancia doble del partido, así que hay que ganar sí o sí, y si no lo hacemos nos complicaríamos mucho el camino otra vez”. Jiménez asegura que “los jugadores lo saben, y se trabaja según el juego de Industriales”.

A diferencia de Olímpico, al próximo rival “le gusta jugar más a la mano” y URA otra vez tiene un plan. Además, la preparación está siendo también psicológica: “el trabajo de la semana está siendo de mentalización, fuera la euforia, y estamos contentos con el desarrollo de los entrenamientos”. El equipo va muy fuerte, ya que “hay un par de bajas pero se recuperan otros jugadores”. Para Jiménez lo más importante es que sus hombres “están muy enchufados y se nota mucho”.

Una vez que se ganaron tres seguidos hubo parón, victoria, parón y victoria. En esta jornada también ha habido descanso previo y el técnico considera que no solo no es malo, por entender que corta el ritmo, sino todo lo contrario: “lo de parar ayuda bastante para la recuperación de los jugadores, ya que esto es muy duro”. Encima, “las dudas que antes existían por la inercia negativa de las derrotas han desaparecido y ahora el nivel de confianza ha subido enormemente“.

El que se haya revertido debe tener freno para que no cunda el exceso de confianza contra un contrincante que se juega también la vida. Este fin de semana pueden clarificarse mucho las opciones de los equipos implicados por arriba, con la segunda plaza en pugna entre Liceo Francés y Atlético Portuense, y por abajo, con CAU, Cisneros B, Unión Rugby Almería e Ingenieros Industriales huyendo de un puesto de descenso directo y otro de promoción, aunque eso aún está en el aire.

DSCN5327

Share

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *