Cajasol no se presenta y URA pasa de ronda.

Solo puede quedar uno de entre todos los andaluces, y ya van desapareciendo rivales en el camino del quince almeriense. A media semana Cajasol avisó de sus intenciones de no presentarse al partido de vuelta de cuartos de final en el Estadio de la Juventud, y eso no fue una buena noticia para URA porque lo que se quiere es sencillamente jugar y disfrutar del rugby y de los valores que representa.

Fue contundente el 10-43 de los de Jiménez y Nicoletti en la ida, eso está claro, pero también fue caro desplazarse hasta la capital de Andalucía para disputar la eliminatoria. Esa cortesía no es devuelta ahora por parte del cuadro cajista, que prefiere la sanción que se le impondrá desde la Federación al desembolso de venir a Almería posiblemente a recibir otro duro correctivo en el campo.

Así las cosas, Unión Rugby Almería accede a las semifinales de la Primera División Regional, en donde ya espera al ganador de la eliminatoria entre CR Málaga y CAR Sevilla. Los malacitanos son los favoritos, ya que vencieron en la ida en campo contrario y lo natural es que este domingo sellen su pase y sean los que visiten  Almería el próximo domingo día 22 desde las 12.00 horas.

En el otro lado del cuadro, el potente Atlético Portuense machacó a Miguelturra por 55-0 para entrar en semifinales ante Jaén, que volvió a vencer en el duro campo de San Jerónimo por 14-32. Las cuentas de URA ahora son eliminar a Málaga y pasar a la final andaluza, algo que puede ser suficiente para conseguir la segunda parte de las tres en las que se divide su objetivo.

Y es que si en ella está el favorito Portuense, que tiene sanción por haber bajado voluntariamente desde División de Honor B y no pueden ascender, los almerienses accederán a la Fase de Ascenso pase lo que pase. Si está Jaén, no cabe otra que doblegarlo para ganarse la plaza de Andalucía y entrar en triangular contra Madrid y Murcia, o cuadrangular si algún extremeño quiere buscar el ascenso, sobre todo Badajoz.

Los recuerdos de la pasada temporada no son buenos, puesto que todavía duele un extraño arbitraje sufrido en Madrid ante Pozuelo y un ensayo bajo palos en el último minuto que le fue anulado a Unión Rugby Almería todavíano se sabe por qué por mucho que se repasen las imágenes. URA rozó el ascenso tras dejar atrás a los andaluces y a Albacete, que entró en el cuadro por parte de Murcia. Este año la historia debe ser distinta.

Share